Es un caos la Jurisdicción Sanitaria1, dicen empleados: habrá plantón hoy a las 10 am

PUBLICADO

MÉRIDA.- Trabajadores de la Jurisdicción Sanitaria 1 denuncian numerosas anomalías e irregularidades como que desde hace cinco meses no sirven varios aires acondicionados, en la baños no hay papel, ni agua, jabón, ni gel antibacterial, todo está sucio, ya que la de limpieza no hace nada, y sólo vende refrescos en la puerta de la jurisdicción.

Los denunciantes afirman que la jefa de la jurisdicción, la doctora María Esther Rangel, no quiere apoyarlos ni hacer nada y sólo sirve para salir en fotos de eventos con el secretario de Salud, Jorge Mendoza Mézquita.

Los quejosos afirman que el sindicato que dirige Eulogio Piña no hace nada al respecto, ya que el líder sólo roba de las cuotas de los agremiados, para auto rentarse el edificio sindical.

Antes tantas anomalías e irregularidades, a las 10 de la mañana se realizará un plantón de choferes y de trabajadores administrativos.

Al abundar en las denuncias, los quejosos también dijeron que, a pesar de que tienen derecho a gastos de camino cada vez que viajan no les dan esa prestación, además de que los vehículos están  en mal estado y son un peligro para los que ahí viajan.

Los denunciantes precisan que a los vehículos sólo les hacen remedios para que arranquen, pero no son seguros.

“Siempre nos dicen que no hay dinero, pero a la jefa de la jurisdicción le compraron un vehículo nuevo, un Gol de la Volkswagen, y varios choferes, como Adan Marrufo, se lleva el vehículo a su casa y lo regresa con olor a cigarro y alcohol”, indica uno de los quejosos.

También dicen que los de confianza no deberían cobrar gastos, ya que tienen buenos sueldos, con vehículos nuevos, y cobran hasta 12 mil pesos o 15 mil al mes; ellos si gozan de sus oficinas con aire acondicionado, de modo que hasta suéter tiene que ponerse, cuando afuera hay 35 grados.

Todo está lleno de basura, cajas tiradas y papeles inservibles,  y no hay lugar donde poner las cosas; los empleados de su dinero (lo poco que gana un administrativo, que son 3 mil pesos a la quincena) tiene que comprar sus ventiladores para poder estar un poco cómodos y no estar sudando.

Al respecto, el coordinador de atención médica, junto con la jefa de la jurisdicción, les dijo que si queríamos que se arregle el aire, que nosotros como trabajadores lo paguemos.

Advertisements

Más
noticias