Dejarán sin castigo a los policías ministeriales que acosaron a un conductor

PUBLICADO

MÉRIDA.- La impunidad galopante en la Fiscalía General se vuelve a manifestar de nuevo con el caso de los agentes ministeriales Héctor Antonio Triay Lucatero y un tal “David”, quienes trataron de extorsionar al conductor de un auto de Quintana Roo, pero que no serán castigados sino que los mantendrán fuera de reflectores, hasta que las cosas se calmen.

Según fuentes de la misma Fiscalía aunque fueron exhibidos, los agentes se quedarán sin castigo y sólo los mantendrán fuera de circulación “un rato”, hasta que los ánimos de la gente se calmen.

Como publicamos, Sonia Magaly Ayuso Achach, hija de la política cancunense Magaly Achach de Ayuso, subió a su cuenta de Facebook el vídeo que grabó cuando los policías ministeriales antes mencionados intentaban detener al esposo de Sonia, porque circulaba sin una placa, aunque no es función de los agentes ministeriales.

El esposo de Sonia, Edwin Osorio, no se detuvo y los agentes, que viajaban en un Charger con placas YZG8459, desistieron de su intento de detenerlos.

Según datos recabados, hoy sábado en la mañana se reunió un grupo de comandantes, agentes y ex funcionarios, como Castañeda, Román Méndez, Everardo, Friedman Peniche, Javier León, Juan Marrufo y hasta los de la Policía Cibernética.

Esos sujetos tienen como objetivo cazar a los elementos que hablen con la prensa” y tratar de intervenir los teléfonos de los que consideran que filtran los datos a los medios de comunicación.

Triay Lucatero, que es primo de Mauricio Triay y de Friedman, ha estado envuelto en otros escándalos como funcionario policiaco, pues hace unos años fue vinculado con la sustracción de una camioneta Lobo doble cabina, con reporte de robo, que fue recuperada por agentes de la SSP, y que se encontraba bajo resguardo, vehículo fue hallado luego en el rancho Kancabchén.

En esa ocasión no pasó nada, como hasta la presente fecha, pues cuenta con parientes muy poderosos.

Advertisements

Más
noticias