Parásitos de gatos provocan trastornos psicológicos.

PUBLICADO

Ellos pueden ser tiernos y juguetones, pero un estudio revela que las heces de los gatos pueden provocar daños en el cerebro y cambios en la personalidad.

Investigadores de la Universidad de Duke  encontraron  que los gatos tienen un parásito (Toxoplasma gondii) que puede contagiarse a los humanos por medio de sus heces. Éste  pasa  por el torrente sanguíneo, se aloja  en el cerebro y  provoca daños  en  el  sistema nervioso central.

Se encontró que las personas infectadas tuvieron depresión severa, agresividad, irritabilidad y esquizofrenia.

El parásito puede modificar las conexiones entre las neuronas, las personas presentan cambios en su comportamiento por reacciones de agresivas y temerosas.   También se   cree que este organismo propicia los suicidios y trastornos mentales como la esquizofrenia.

Para evitar el contagio se recomienda cambiar diario la arena donde defeca el gato, usar guantes de látex y lavar las manos.

Advertisements

Más
noticias