Victimas del frente frío

PUBLICADO

PROGRESO.— Al menos unos 1,500 pescadores que viajan en un centenar de barcos de Yucalpetén vivieron horas de tensión y desesperación en alta mar, al enfrentarse al violento norte del frente frío 13, que azotó en la madrugada del martes y se intensificó en la tarde y noche de ese día y en la madrugada de ayer miércoles.

Patrones de esas embarcaciones que capearon el fuerte temporal reportaron, vía radio, que sortearon olas de hasta cinco metros de alto y vientos muy fuertes, de 70 a 80 kilómetros por hora.

La agencia Evita, que es consignataria de barcos pesqueros, captó por radio los mensajes que transmitían los patrones de barcos, quienes narraron los estragos que el mal tiempo causaba en las embarcaciones y que fue un caos en alta mar.

Luego de poco más de un mes de inactividad por los malos tiempos, alrededor de 100 barcos zarparon en la primera semana de este mes para capturar pulpo, con la esperanza de obtener recursos y dar un viaje más, pues la pulpeada concluye el 15 de diciembre; en cada barco viajan de 15 a 16 pescadores.

Los barcos de Yucalpetén pescan molusco en la zona de Río Lagartos, Holbox y Cabo Catoche. Ahí, en alta mar, se enfrentaron anteayer al violento norte, pues no pudieron retornar al puerto de abrigo de Yucalpetén y en las cercanías no hay un puerto para que se resguarden.

Para capear el temporal en alta mar, los pescadores se mantuvieron en vela, según los reportes vía radial que se recibieron en el puerto.

Las embarcaciones, en su mayoría de casco de madera, sortearon olas de cinco metros de altura y vientos fuertes de hasta 80 km/h.

Al menos dos barcos, según los reportes, tuvieron daños de consideración durante la madrugada de ayer miércoles: el “Gilbert”, que tuvo una vía de agua en el casco, y el “Martha Patricia”, al que se le rompió el mástil y se dañó la antena satelital y radio de comunicación.

Por fortuna, barcos pesqueros que están cerca les prestaron ayuda.

Ambas embarcaciones son propiedad de Corporativo Velázquez, que ayer mismo envió una embarcación a rescatar los dos barcos dañados. Los pesqueros continuarán en alta mar, en espera que amaine el mal tiempo a fin de reanudar la pulpeada.

La Capitanía Regional de Puertos informó que mantiene cerrados los puertos a la navegación porque persiste el norte, y que los reabrirá cuando el tiempo mejore.

Fuente: Diario de Yucatán

Más
noticias